¡Hayme Ana presiente lo malo!

En el campamento Dodurga todo sigue bajo tención por los problemas de liderazgo de los guerreros de ambas tribus. Las mujeres siguen trabajando en conjunto entre las dos tribus. Hayme Ana de acerca al taller textil para inspeccionar los trabajos textiles, ya que la tribu Kayi  depende mucho de las ventas de sus productos elaborados por las mujeres para poder pasar el invierno.  Después de revisar el sitio de trabajo la madre Hayme  se dirige donde se encuentran sus nueras.

Hayme Ana le pregunta a la Sultana Halime la ubicación de su hijo Ertugrul. Selcan es la que responde, que él pregunto por Gundogdu y luego se fue. Hayme Ana se ve como preocupada y mostrándose inquieta.  La Sultana Halime al ver a su suegra en esa condición le pregunta si le pasa algo. Hayme Ana toma una bocanada de aire y dice que ella tiene algo que no sabe explicar  y eso la mata, pero que eso no importa.

Loading...

Hayme Ana le pregunta a Selcan que como está el trabajo, Selcan le responde que muy bien, que se están esforzando al máximo para terminar lo más pronto posible. Luego le dice que si quiere le puede enseñar unos modelos. Hayme Ana le responde que está bien y ve que ellas están siendo observadas por Aytolun. Hayme Ana la saluda y le pregunta a Selcan, como va la relación entre ella y Aytolun.

Selcan le responde que se están evitando mutuamente y cada quien se mete en sus propios asuntos, luego le pide a su suegra que se siente para traerle los productos. Selcan llama a varias trabajadoras y les pide que traigan la nueva mercancía que Hayme Ana la quiere ver. Luego le dice a la Sultana  Halime que se siente junto a Hayme Ana para que ella también observe la mercancía nueva.    

Loading...
Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *