Bayaceto trae a Lala como testigo ante Suleimán pero este lo traiciona repentinamente.

Luego de escuchar las dos versiones de sus príncipes y saber que Lala Mustafá supuestamente había sido testigo y esperaba afuera, el sultán Suleimán ordenó que este entrase. Estando ya con todos en los aposentos, Selim, Bayaceto, Lala y Rüstem, el sultán le dice al testigo que no puede creerlo y le pregunta si lo que Bayaceto dijo de Selim es cierto.

El sultán Suleimán le pregunta a Lala Mustafá si Selim quiso robarle el oro a Bayaceto e intento quitarle la vida, Lala Mustafá reniega y le dice que el príncipe Bayaceto quiso obligarlo a atestiguar falsamente para él pero no piensa traicionar a su majestad. El príncipe Bayaceto queda pasmado tras escuchar las palabras de Lala Mustafá y queda descompensado al oír su traición.

Loading...

Rüstem Pasha por su parte también queda petrificado al escuchar las palabras de Lala Mustafá y sabe que estas palabras significarían el fin del príncipe. El príncipe Bayaceto impotente por todo le grita a Lala Mustafá muy furioso como puede hacerle eso y como puede traicionarlo, el sultán Suleimán muy furioso y creyendo que él es un traidor le grita preguntándole quien es él y si acaso no es un príncipe.

El sultán Suleimán le grita al príncipe Bayaceto preguntándole como hace eso en su presencia, el príncipe Bayaceto trata de abogar por sí mismo y le dice que está mintiendo y ellos se han unido para difamarlo, el sultán Suleimán no le cree nada, lo llama insolente y le pregunta si acaso no fue él quien quiso que Lala Mustafá fuese testigo, Bayaceto le dice que lo han comprado y han envenenado su mente. El príncipe Selim aprovecha la situación para seguir hundiendo a Bayaceto y le dice al sultán que es como se lo explicó, este cansado de todo les grita que se callen y es una vergüenza que se enfrenten delante de él y se comporten como enemigos.

Loading...
Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *